Inicio » Peques en casa

Peques en casa

Pintar con movimiento

16/04/2020

Experimentaremos con la fuerza centrífuga mientras hacemos arte en movimiento

 

Qué divertido es jugar con la pintura, hacer nuestras creaciones con ella, pintar sobre distintos materiales… Y si además, se está moviendo, ¡mucho más! Pero, ¿cómo podremos hacer que la pintura se mueva?

A nuestro alrededor existen fuerzas que hacen que los objetos se muevan. Algunas pueden verse con facilidad, como cuando empujamos algo con la mano. Otras, en cambio, son más misteriosas, se esconden un poco ante nuestros ojos y parecen confundirnos.

En esta propuesta vamos a experimentar con distintos tipos de fuerzas, pero sobre todo con la fuerza centrífuga, que hará moverse la pintura hacia el exterior sin que nosotros y nosotras la empujemos directamente. Para ello, pasaremos un rato divertido convirtiéndonos en físicos y físicas y haremos unas creaciones molonas que podremos usar para decorar la casa.

Vamos a empezar a prepararlo todo para hacer muchas muchas creaciones. 

¡ALLÁ VAMOS! 

Materiales

  • Escurridor de lechugas (lechuguera)

  • Temperas de distintos colores

  • Folios, cartulinas…

  • Tijeras

Observaciones

Para esta propuesta será necesaria una lechuguera. Aunque vaya a mancharse de témpera durante la actividad, se limpia muy fácilmente. Con agua y jabón quedará como nueva, pudiendo volver a reutilizarla para su uso original sin ningún problema.

Con esta actividad se puede manchar un poquito, así que podemos buscar un lugar adecuado para hacerlo. La mesa de la cocina, por ejemplo, puede convertirse en nuestro laboratorio. Podemos utilizar mandilones, delantales, o ropa vieja para poder experimentar y jugar con libertad sin miedo a mancharnos la ropa.

Las creaciones resultantes pueden tener bastante pintura. Sería buena idea reutilizar folios, cartones o lo que tengas a mano, para dejar secar nuestras obras sin que ensucie ningún mueble.

Preparativos

  • Colocamos los materiales en nuestro lugar de casa para experimentos. 

  • Buscamos un sitio cerca donde podamos dejar nuestras creaciones secando cuando acabemos de hacerlas.

  • Recortamos el papel que vamos a utilizar de manera que entre dentro de nuestro escurridor de lechugas.

  • Tenemos a mano nuestras pinturas y…

¡Manos a la ciencia!

Ya tenemos todo lo que necesitamos a nuestro alcance, así que nos disponemos a comenzar nuestra creación.

Ponemos dentro de la lechuguera nuestro folio recortado y echamos un chorrito de témpera del color que queramos, haciendo un “garabato” con él. 

Cerramos la lechuguera y le damos vueltas con fuerza ¿qué está pasando? Puedes abrir la lechuguera y comprobarlo por tí mismo.

Después, puedes ir echando pequeños chorros de témpera de otros colores ¿Se mezclarán en la lechuguera?, ¿qué formas hacen?, ¿hacia dónde se dirigen?

¿Qué está pasando?

Cuando giramos la lechuguera estamos realizando un movimiento circular que hace que actúe una fuerza sobre la pintura. Esta fuerza, centrífuga, tiende a desplazar a los objetos hacia el exterior, en sentido contrario al centro.

Existen muchas situaciones y objetos cotidianos donde podemos observar esta fuerza. Quizá, alguna vez, yendo en bici o en coche, al tomar una curva demasiado rápido, sentiste que había una fuerza que te empuja hacia el exterior de la curva. La fuerza centrífuga estaba actuando sobre tu propio cuerpo. Si no lo has percibido prueba este juego: cóge las dos manos de otra persona y, con los pies juntos, echa el cuerpo para atrás y empezar a dar vueltas.

Para seguir experimentando

Después de probar con las témperas, puedes probar con otro tipo de pintura como pueden ser las acuarelas líquidas. Hacemos el mismo procedimiento que antes y al abrir ¿qué ha pasado? ¿ha quedado igual?

Ahora podemos probar con distintos tipos de papel. La primera vez ha sido con un folio ¿y si ahora lo hacemos con un papel de filtro o de cocina? ¿y con cartón? ¿ocurrirá lo mismo?

Observamos una absorción diferente dependiendo del papel que utilizamos. El papel de cocina es más absorbente que un folio, al igual que si vamos jugando con distintas pinturas que tengamos por casa.

¿Cuántas combinaciones diferentes podemos llegar a hacer? ¿quedan todas distintas?

Después de probar con muchos materiales y tipos de papel diferentes, podemos introducir algún objeto en su interior como, por ejemplo, una canica. Al darle mucha energía a nuestra lechuguera la canica hará una versión distinta de nuestra creación.

Por otra parte, si nos apetece seguir experimentando con la fuerza centrífuga hay muchos otros experimentos que nos pueden gustar. Prueba a meter un poco de agua en una botella de plástico,  átala con una cuerda y hazla girar ¿hacia donde va el agua?, ¿si quitásemos el tapón se caería?

¿Qué hacen los científicos y las científicas?

La ciencia que principalmente estudia las fuerzas es la física, en concreto la mecánica clásica. 

Un físico que cambió radicalmente nuestra concepción sobre las fuerzas fue Isaac Newton. Newton tuvo contribuciones en física, matemáticas, óptica...cerró la llamada revolución científica, que sienta las bases de la ciencia tal y como la conocemos hoy en día (casi nada). Si quieres saber un poco más sobre su vida, pincha aquí.

Newton definió las fuerzas matemáticamente y elaboró las famosísimas leyes del movimiento que consiguen explicar tanto el movimiento de los astros, como el de las máquinas o el de cualquier objeto, sentando los cimientos de la mecánica clásica. Si quieres saber un poquito más sobre estas leyes, mira este vídeo.

A día de hoy los físicos y las físicas siguen investigando y planteándose problemas con las fuerzas, el movimiento, la aceleración…¿y sabes? Cuando nosotras y nosotros experimentamos con todo esto también estamos haciendo física. Es chula, ¿verdad?

¿Nos queréis contar algo?

Nos encantaría poder acompañar vuestras experiencias, aunque sea desde la distancia. Por eso, estableceremos una vía de diálogo de forma virtual. ¿Cómo lo haremos?

  • Podéis enviarnos vuestras dudas, sugerencias, experiencias, etc. con los y las peques al correo electrónico, poniendo en el asunto del email  “Unipeques en casa”.

  • Podéis seguirnos en las redes sociales de la Universidad de Oviedo, donde iremos publicando las novedades de esta página. Además, si compartís vuestras experiencias en redes sociales, podéis mencionarnos y utilizar el hashtag #unipequesencasa y #universidadparapeques.

  • A través de nuestro canal de telegram también podéis seguirnos y estar al día de las nuevas publicaciones.

La Universidad para peques/ Universidá pa guah.es / Children's University es un proyecto de la Universidad de Oviedo, que cuenta con la colaboración de la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología - Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades, Caja Rural de Asturias, Banco Santander, Grupo Hunosa, Ayuntamiento de Siero, APADAC, Pridental, Cluster TIC Asturias, DXC Technology, Lacera e ITVasa.



 

 

 

 

Enlaces rápidos